LA IMPORTANCIA DE LOS AMINACIDOS EN NUESTRA DIETA DIARIA.

Con un 59% de sobrepeso y obesidad en nuestro país, en donde hemos conseguido sustituir la dieta mediterránea por la comida rápida y la comida basura, no es difícil encontrarnos con alguien que esté realizando una dieta para bajar de peso, más o menos estricta.

Lo habitual y lo común a la hora de realizar una dieta es cometer errores; El más común de ellos es reducir exclusivamente el aporte calórico, y como consecuencia restringir algún tipo de principio inmediato de esos alimentos que no estamos tomando. Lo que nos puede acarrear la carencia no solo de determinadas sustancias en nuestro organismo, sino que también la no ingesta nos lleva a acumular un cansancio desmesurado y no poder cumplir con nuestra labores diarias con la vitalidad necesaria.

Otro error que arrastramos, es adelgazar sin realizar ejercicio, lo que se traduce en una pérdida de masa muscular, y líquidos fundamentalmente. Lo recomendable es, que a la vez hagas dieta y ejercicio, consiguiendo sustituir tu grasa por tejido muscular.

No te obsesiones con la marca de tu peso, aunque no bajes tan rápidamente los kilos que te sobran, si ingieres los alimentos adecuados (fruta, verdura, huevos, carne y pescado) y lo complementas con un poco de actividad física, en el espejo te verás mejor y serás más saludable.